EL ESPAÑOL lanza un nuevo diseño con el objetivo de redoblar su apuesta por el periodismo de calidad

La innovación forma parte del ADN de EL ESPAÑOL. Desde su nacimiento ha sabido adaptarse con rapidez a los cambios para llegar de la forma más eficaz a sus lectores. Durante 2021 alcanzaron su primer gran reto: competir de tú a tú con las grandes cabeceras de nuestro país. Así lo demuestran los últimos datos de audiencia publicados. Logrado este hito, focalizaron todos sus esfuerzos en recorrer el camino hacia la excelencia periodística, visual y tecnológica.
Su nueva portada es un punto de inflexión. La representación visual de un esfuerzo constante por incrementar el valor que ofrecen a sus lectores. Un rumbo estratégico que emprendienron en 2019 con la adquisición de Invertia, y que se ha ido materializado gracias a su desarrollo regional, la puesta en marcha de verticales temáticos y el lanzamiento de una app innovadora.
El nuevo diseño es más limpio, rápido y vivo. Han mejorado un 74% la velocidad con la que carga la página para que no haya ningún problema en la lectura. También han apostado por el contenido multimedia en vivo en varias posiciones destacadas: una forma de acercar al lector todavía más a la realidad informativa. La nueva tipografía (Petrona) y la estructura modular pretende clarificar todavía más la jerarquía informativa, especialmente en dispositivos móviles.
María josé Murillo

María josé Murillo